El presidente de la Diputación, Gabriel Amat, ha ofrecido rueda de prensa esta tarde para informar sobre la calidad del agua suministrada por la empresa pública Galasa. Amat ha adelantado que Galasa empezará a utilizar mañana agua de la desaladora de Carboneras para abastecer a los municipios del Levante almeriense que se han visto afectados por un leve aumento de los niveles de trihalometanos. El presidente ha recordado que Galasa está construyendo además una planta de dicloro para el control de los THM desde que se detectó ese aumento que se dio a conocer por parte de la propia Galasa a la delegación de Salud.

“Amat: “Valdivia ha creado una alarma social innecesaria y ha hecho política con un tema tan serio como la salud del ciudadano””

“Además de la planta que estamos construyendo, la Diputación ha tomado nuevas medidas que empezarán a funcionar desde mañana para dar aún más garantías sanitarias al Levante Almeriense”. “Así es como se hacen las cosas. Nosotros cumplimos con nuestras obligaciones. No había alarma social con este tema y ha sido el propio delegado el que la ha generado para hacernos daño”, ha expresado Amat.

El presidente se ha mostrado molesto por ese “precipitado y alarmista” informe emitido por la Delegación de Salud y ha criticado la irresponsabilidad del delegado al infundar una innecesaria alarma social sobre la población. “Alfredo Valdivia ha creado una alarma social falsa. Además, el propio delegado conocía los trabajos que Galasa estaba llevando a cabo para solucionar los problemas provisionales que ni siquiera perjudican la salud del ciudadano”. “No se debe hacer política con la salud de nuestros vecinos”, ha expresado el presidente.

Audio: AMAT – AGUA DESALADA CARBONERAS
Audio: AMAT – ALARMA INNECESARIA

Amat ha estado acompañado en la rueda de prensa por el vicepresidente, Javier A. García; el consejero delegado de Galasa, Antonio García; y el gerente de la empresa, Juan Ignacio Moya, quien ha aclarado la situación de la calidad del agua. “Las riadas del pasado 28 de septiembre inutilizaron las infraestructuras de aducción hasta la planta potabilizadora de Galasa y desde entonces se usa el agua almacenada en el propio embalse de Cuevas del Almanzora, que recibió aportes como consecuencia de las mismas riadas”, ha detallado el técnico.

El gerente de Galasa ha explicado que los resultados del último mes de mayo indicaron un aumento del nivel de trihalometanos ligeramente por encima del valor paramétrico autorizado en el RD 140/2003 (115 microgramos/litro frente a 100). “Esto no quiere decir que este agua sea perjudicial para la salud del ciudadano, de hecho hasta el año 2009 se autorizaba un nivel muy superior de THM de hasta 150 microgramos por litro. Durante años se ha abastecido al Levante con esos parámetros y no se ha dañado la salud de nadie”.

Moya ha explicado que desde el primer momento se han tomado las medidas necesarias para corregir ese ligero aumento de THM, ya que con las instalaciones disponibles no es posible aplicar el tratamiento necesario para reducir ese nivel. “No sólo nos anticipamos al problema, sino que además fue la propia Galasa la que informó a la Delegación de Salud y al mismo tiempo envió una nota aclaratoria a los Ayuntamientos”, ha informado el gerente.

Por su parte, el consejero delegado ha puntualizado que “incluso el delegado de Salud era conocedor de estas medidas que tomamos desde el primer momento y no ha respetado el tiempo que la empresa necesitaba para llevar a cabo las obras necesarias. Ha preferido convertir la situación en un tema político creando alarma y poniendo en juego la tranquilidad de nuestros vecinos.”

Antonio García ha explicado además que la solución técnica adoptada desde el primer día ha sido “la ejecución de una planta de generación de dióxido de cloro para el control de los THM, cuya construcción ya se encuentra iniciada. Su plazo de ejecución es de dos meses”. “De esta situación ha sido informada la Autoridad Sanitaria a través de la Delegación Territorial de Almería, quien ha resuelto que no hay riesgo para la salud, autorizando la totalidad de los usos domésticos del agua, incluyendo el aseo personal, excepto la ingesta”, ha concluido García.
Por otro lado, el gerente de Galasa ha expresado como técnico que “nuestra percepción es que no ha habido en ningún momento riesgo para la salud. Incluso desde Galasa nos anticipamos a las necesidades que surgieron con las riadas y contratamos una planta de dicloro que estará finalizada en pocas semanas”. Moya ha trasladado en todo momento un mensaje de tranquilidad a la ciudadanía describiendo lo que pronuncia la Organización Mundial de la Salud al respecto. “El riesgo es nulo, por lo que el informe de la delegación nos parece exagerado”, ha opinado Moya.
Por su parte, el vicepresidente ha recalcado que “Diputación y Galasa no han ocultado nada en ningún momento. Somos nosotros los que hemos trasladado la información tanto a la delegación como a los usuarios. Jamás va a jugar este equipo de gobierno con la salud, como sí ha hecho Valdivia para perjudicar a la Diputación”.

Para concluir, el presidente le ha recordado a Valdivia que esta situación es transitoria y excepcional y le ha pedido comprensión y responsabilidad en sus informes. “En pocas semanas estará lista la planta que permitirá corregir ese leve aumento de THM y desde mañana se abastecerá al Levante con agua desalada para mayores garantías. Por ello, le pido al señor Valdivia que no haga política con un tema tan delicado como la salud del ciudadano”.

Asimismo, Amat ha recordado a la Junta de Andalucía los 10 millones de euros que la Institución se ha gastado hasta el momento en abastecimiento sin ser su competencia. “La Diputación se ha gastado ya 10 millones de euros en abastecimiento. ¿Dónde está la Junta de Andalucía que lo único que hace es llevarse el canon de los almerienses y mirar para otro lado?”. “ Le recuerdo al delegado que cuando el PP llegó a esta Diputación, había construidas potabilizadoras por parte del PSOE que nunca pusieron en marcha. Y ha tenido que ser esta Diputación la que las ha puesto en funcionamiento por la incompetencia de la Junta”, ha comentado Amat.

El presiente ha insistido en el trabajo incesante que la Diputación ha llevado a cabo en materia de abastecimiento de agua desde que el Partido Popular está en el equipo de Gobierno. “Cuando llegamos había más de 40 municipios sin agua potable y ha tenido que ser este equipo de gobierno quien ha resuelto los problemas de muchos municipios por la incompetencia del PSOE en Diputación y de la Junta de Andalucía.”