El Salón de Plenos del Ayuntamiento de El Ejido se ha convertido esta tarde en el gran escenario de la entrega de diplomas a los 20 alumnos de segundo de ESO clasificados en la fase provincial de la XXXIII edición de las Olimpiadas Thales, así como en el lugar en el que han dado a conocer los nombres de los cinco estudiantes que representarán a la provincia en la fase regional de esta actividad el próximo mes de mayo. De igual modo, se ha hecho entrega del premio ‘Paco Anillo’ al alumno Rafael Muñoz García, del IES Manuel de Góngora, quien ha destacado de forma especial esta edición.

Daniel Torre-Marín, Miguel Fernández, Marcos Cintas, Mateo Flores y Pablo Gómez competirán en Jaén, del 17 al 21 de mayo, por un puesto en la fase regional
De los 20 clasificados en la fase provincial, han figurado los ejidenses Adrián Barrera Maldonado, Pablo Gómez Rivas y Paula Ruiz Alcaraz
La entrega de diplomas, que ha tenido en el Salón de Plenos, ha reunido a representantes institucionales y de los centros educativos, responsables de la organización de las Olimpiadas y numeroso público
La edil de Educación ha agradecido “tanto a la Asociación de Thales como al IES de Santo Domingo el gran esfuerzo realizado a la hora de organizar y acoger este importante evento educativo en el que El Ejido se ha convertido en sede provincial”
Para Julia Ibáñez, “iniciativas como ésta contribuyen a desmitificar y despertar interés por asignaturas que, a priori, pueden parecer más complicadas; fomentando una actitud más positiva hacia ellas”

De esta forma, serán Daniel Torre-Marín Barón, del IES AGAVE; Miguel Fernández Espinosa, del IES Sabinar; Marcos Cintas Navarro, del IES Jaroso; Mateo Flores García, del IES Mediterráneo; y Pablo Gómez Rivas, del IES Fuentenueva, serán los que representen a la provincia en la fase regional que, del 17 al 21 de mayo, se disputará e en la ciudad de Jaén. Destacar que entre los 20 clasificados en la prueba provincial, que se llevó a cabo el pasado 18 de marzo en el IES de Santo Domingo, figuraron los ejidenses Adrián Barrera Maldonado, del IES Mar Azul; Paula Ruiz Alcaraz, del colegio Divina Infantita; y Pablo Gómez Rivas, del IES Fuente Nueva, que ha logrado quedar entre los finalistas.
La entrega de los diplomas ha reunido a representantes institucionales como la concejala de Educación y Cultura, Julia Ibáñez, y el vicepresidente de la Diputación Provincial, Ángel Escobar. También han estado presentes el decano de la Facultad de Ciencias Experimentales de la Universidad de Almería, Enrique Amo; el director del IES Santo Domingo, Alejandro González; así como miembros de la Asociación de Matemáticas Thales, entre los que se encontraba su delegada, Eva Acosta; además de familiares y compañeros de clase de los alumnos y numerosos público.
La concejala de Educación y Cultura ha felicitado a todos los alumnos clasificados en estas Olimpiadas y a alabado “su tremendo esfuerzo, así como su gran implicación y capacidad demostrada a la hora de resolver los ejercicios que han formado parte de la prueba”. Es más, la responsable municipal ha mostrado su convencimiento de que “los cinco estudiantes que finalmente representarán a la provincia en el próximo encuentro autonómico dejarán el pabellón muy alto, demostrando su capacidad resolutiva, destreza y el enorme potencial con el que cuentan para las matemáticas”.
De igual modo, la edil ha agradecido “tanto a la Asociación de Thales como al instituto anfitrión de las pruebas de la fase provincial, el IES de Santo Domingo, el gran esfuerzo realizado a la hora de organizar y acoger este importante evento educativo del que El Ejido se ha convertido en sede provincial”. Es más, la edil ha aplaudido iniciativas como ésta ya que, a su juicio, “resultan muy positivas a la hora de desmitificar y despertar interés por asignaturas que, a priori, pueden parecer más complicadas; fomentando una actitud más positiva hacia ellas desde una perspectiva lúdica y amena”.
De igual modo, la responsable municipal ha reiterado la “gran oportunidad que ha supuesto para el gobierno local que la Asociación Thales haya querido que nuestra ciudad sea este año sede de las pruebas provinciales, acogiendo a más de medio millar de jóvenes, procedentes de 41 centros distintos, y convirtiéndose en un espacio ideal para la convivencia y el desarrollo de amistad y compañerismo”.
Recordar, por último, que los objetivos de esta iniciativa pasan por estimular la creatividad, la capacidad de decisión, el pensamiento divergente y la habilidad para enfrentarse a nuevas situaciones, resolviendo problemas imprevistos. Propiciar la participación de alumnos y profesores en actividades complementarias al trabajo realizado en el aula. Contribuir a la difusión entre el profesorado y el alumnado de aquellos aspectos más lúdicos y creativos. Conocer y practicar estrategias y destrezas para solucionar problemas. Realizar pruebas en las que se fomente el gusto por hacer matemáticas, evitando que la dificultad se convierta en sinónimo de rechazo. Y favorecer las relaciones de amistad y de conocimiento entre los jóvenes.